Celebración del 20 Aniversario de las Licenciaturas del CIDE

  • Hoy el CIDE no se entiende sin sus programas de licenciatura, uno de nuestros pilares

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Hoy estamos de fiesta. Celebramos 20 años de que el CIDE inauguró sus programas de licenciaturas.  Estos 20 años representan varias generaciones de –todavía jóvenes- formados en nuestras aulas; que entonces representaban promesas pero hoy son una realidad: profesionistas que ocupan puestos de decisión en los sectores público, privado, académico y social que se han convertido en líderes y agentes de cambio y que hoy forman parte de una comunidad que se extiende más allá de este espacio físico; una comunidad de práctica y valores que queremos se mantenga, crezca y se preserve.

Hoy el CIDE no se entiende sin esos programas de licenciatura que son uno de nuestros pilares. Todos y cada uno de ellos son reconocidos como espacios privilegiados de formación basada en el mérito, el trabajo y el rigor. Hoy queremos no sólo preservarlos, sino hacerlos aún mejores. Pero difícilmente lo conseguiremos si no volteamos la vista para recordar cómo y por qué se crearon. 

En los 90s del siglo pasado el era un pequeño centro ubicado en el extremo poniente de la ciudad donde colindaban el bosque y un enorme basurero que empezaba a transformarse en universidad. El CIDE de entonces estaba orientado centralmente a la investigación y a ofrecer programas de maestría a un grupo selecto de estudiantes. Fue entonces cuando Carlos Bazdresch impulsó la idea de crear programas de licenciatura, así nacieron las licenciaturas en Economía y en Ciencia Política y Relaciones Internacionales.

La idea se centró en ofrecer educación profesional de muy alta calidad a los jóvenes que tuvieran capacidades analíticas para asimilarla y aplicarla, sin importar el estrato socioeconómico. Serían estudiantes de tiempo completo, de orígenes diversos, que recibirían una combinación de conocimiento sustantivos y herramientas metodológicas y analíticas. A través de esa formación generarían movilidad social y crearían una élite intelectual y académica basada en el mérito, no en el privilegio. Las primeras generaciones y los resultados que hoy constatamos comprueban que la apuesta fue acertada.

Desde sus orígenes, los programas de licenciatura del CIDE se han caracterizado por la interdisciplinariedad del tronco común, que permitió que los politólogos accedieran a herramientas de análisis poco comunes en las licenciaturas de ciencia política y relaciones internacionales de la época, y que los economistas participaran en los debates de filosofía política.

También nos caracterizamos por el seguimiento personalizado, una especial preocupación por los problemas públicos y por difundir nuevas teorías de las ciencias sociales -a través de profesores jóvenes o profesores que innovaban en enseñanza, de profesores que provenían del sector público o bien de otras instituciones prestigiadas y que contribuyeron en mucho a dar forma a los programas. Recuerdo sólo por mencionar a algunos a Jean Francois Proudhomme, Mauricio Merino, Francisco Gil Villegas, Enrique Dávila y Carlos Roces.

Una década después se decidió llevar esta forma de enseñar a una nueva disciplina: el Derecho. Se trataba no sólo de crear una carrera, sino de renovar la enseñanza del derecho en México. En sus pocos años, esta licenciatura se coloca entre las mejores del país y sus egresados nos muestran que la decisión fue correcta. Y una vez más, tras casi otra década, se decidió crear, bajo la batuta de Enrique Cabrero y David Arellano, con el apoyo de las divisiones de economía y administración pública, la Licenciatura en Gobierno y Finanzas Públicas en nuestra sede Región Centro en la ciudad de Aguascalientes.

En el marco de la celebración, otorgamos un reconocimiento especial a María Amparo Casar, Kurt Unger, Arturo Borja y Susana Marván como impulsores del programa de licenciaturas; a Blanca Heredia y Ana Laura Magaloni que hicieron posible el surgimiento de la Licenciatura en Derecho y a David Arellano por su aportación a la creación de la Licenciatura en Gobierno y Finanzas Públicas.

Hoy tenemos tres de las licenciaturas mejor reconocidas en el país y estamos en el proceso de consolidar una cuarta en Aguascalientes. En la actualidad, tenemos 325 alumnos de CPRI, 297 de Economía, 125 de Derecho y cerca de 50 en Gobierno y Finanzas Públicas.

Algunos de nuestros logros:

Nuestros alumnos y egresados reciben reconocimientos continuamente, en certámenes nacionales e internacionales. Algunos ejemplos:

– Tenemos al mejor equipo de debate en derecho internacional del país y uno de los mejores del mundo.

– Tenemos entre nuestros alumnos a los mejores resultados en los exámenes de egreso de economía.

– Tenemos estudiantes que participan representando a México en foros internacionales (como recientemente el Grupo de Jóvenes en el G20 en San Petersburgo).

Y la lista podría continuar. Algo similar ocurre con nuestros egresados, que reciben reconocimientos como académicos, ensayistas, funcionarios públicos y activistas sociales.

El país es muy distinto que hace 20 años. El CIDE también ha cambiado pero el plan original sigue vigente: tener programas de licenciatura de altísima calidad para formar personas capaces de desempeñarse en distintas áreas de la vida profesional, con vocación de transformar y mejorar su entorno y con capacidad analítica, herramientas metodológicas y conocimiento sustantivo.

http://20aniversariolics.cide.edu/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s