El CIDE rinde homenaje al pensamiento crítico de Octavio Paz

 

EL CENTRO DE INVESTIGACIÓN Y DOCENCIA ECONÓMICAS (CIDE)

RINDE HOMENAJE AL PENSAMIENTO CRÍTICO DE OCTAVIO PAZ COMO PARTE
DEL P
ROCESO DEMOCRÁTICO EN MÉXICO

La relevancia de traer su pensamiento en la actualidad radica en observar de manera crítica al experimentado literario surtidor de frases en discursos, frente al joven y rebelde poeta, al escritor gozoso con el regañón, al luchador que fue con el Mandarín

5 de noviembre de 2014, México D.F.– En el marco del 40 aniversario de Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) se llevó a cabo el Coloquio Octavio Paz a fin de rescatar el pensamiento crítico del escritor y poeta como parte del proceso democrático en México, para lo cual se dieron cita destacados estudiosos en el tema.

Como parte de las actividades para conmemorar cuatro décadas generando conocimiento socialmente pertinente que auxilie en la toma de decisiones en temas clave de la agenda pública, el CIDE organizó el  coloquio “Aire en libertad. Octavio Paz y la crítica”, en el que reunió a investigadores y escritores como: Sergio López (CIDE), Maarten van Delden (UCLA), Adolfo Gilly (UNAM), Héctor Aguilar Camín (Nexos), Luis Barrón (CIDE), Jorge Aguilar Mora (University of Maryland), Carlos Bravo (CIDE), José Antonio Aguilar (CIDE), Rafael Lemus (The Graduate Center CUNY), Jesús Silva-Herzog Márquez, Ignacio Marván, entre otros.

Durante el evento inaugural, Sergio López Ayllón, director del CIDE destacó que fieles a la vocación de la investigación social y la formación de estudiantes capaces de incidir en la realidad política del país “hacer un examen crítico es la mejor forma de honrar el pensamiento” de la figura intelectual así como su relevancia e impacto en la sociedad mexicana.

En la primera sesión de análisis Aguilar Camín comentó sus desencuentros con Paz a nivel intelectual y político a través de diversas experiencias en donde se evidenciaba la sensación del poeta como una figura desdeñada y poco escuchada. En la misma sesión siguieron las observaciones de Adolfo Gilly destacando su encuentro con el escritor durante sus días de prisión en la cárcel de Lecumberri; así como el diálogo de Octavio Paz con el surrealismo.

En las segundas y terceras mesas de trabajo las reflexiones giraron en torno a la forma de aproximarse a la historia de Octavio Paz a través de sus meditaciones respecto al mito, la poesía, y los sucesos que marcaron el siglo veinte como la caída del Muro de Berlín, las dictaduras, el movimiento Zapatista y la tendencia que mostró hacia el liberalismo en el proceso electoral de 1988. Respecto a esto Jesús Silva-Herzog habló de la figura de Octavio Paz como un hombre que en su grandeza pudo haber opacado a muchos otros pensadores contemporáneos y coincidió con Aguilar Camín en la figura dual del poeta como un hombre que no fue desdeñado y que por el contrario ejerció un extremo poder entre los intelectuales del México. Indicó que se trataba de un ejercicio “coexistir con Octavio Paz tomando sus beneficios sin caer en su sombra aplastante”.

El coloquio finalizó con una mesa moderada por Ignacio Marván, investigador del CIDE, en la que participó Xavier Rodríguez Ledesma de la Universidad Pedagógica quien subrayó la forma en que Octavio Paz contribuyó con su forma de entender al “otro” pues entendía que la política era el “arte de convivir con los otros”. Por su parte Carlos Bravo (CIDE) en una intervención hizo notar la relevancia de contextualizar el pensamiento del poeta pues si en sus tiempos sus ideas fueron una gran aportación a la construcción de la democracia en México, “hoy sería profundamente autoritario”.

Al término de las mesas de trabajo Octavio Paz fue reconocido en sus diferentes facetas como un pensador, escritor que asumía su postura crítica como una herramienta para cuestionar todo, especialmente las verdades absolutas. De ahí mucho de su existencia conflictiva consigo mismo y con el mundo. A decir de Héctor Aguilar Camín, Octavio Paz fue un Mandarín del mundo intelectual y el reto y relevancia de traer su pensamiento en la actualidad radica en observar de manera crítica (como lo habría hecho él) al “experimentado literario surtidor de frases en discursos, frente al joven y rebelde poeta, al escritor gozoso con el regañón, al luchador que fue con el Mandarín”, que el maduro conteste al soñador –según Silva-Herzog- y es que a decir del propio Octavio Paz: “Sin crítica no hay sociedad sana”.

Casa de la Universidad de California en México
Sergio López Ayllón, Director General del CIDE

 

 Adolfo Gilly (UNAM), Maarten van Delden (UCLA), Sergio López (CIDE) y Héctor Aguilar Camín (Nexos)

Ver videos del Coloquio: http://www.tvonlinemexico.mx/coloquio/

–ooOOoo–

http://40aniversario.cide.edu/ | @NotiCIDE | Facebook/NoticiasCIDE

comunicacion.desarrollo@cide.edu

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s